Utilizan garrafón de agua como incubadora para bebé en hospital Mexicano

0
47
Los hechos tuvieron lugar una clínica del Seguro Popular en Magdalena, Sonora, donde médicos utilizaron medio garrafón de agua para improvisar un casco cefálicomedio

CIUDAD DE MÉXICO.

Después que una madre tuvo que dar a luz en un automóvil porque le negaron atención médica, la abuela del recién nacido difundió la imagen de su nieta con medio garrafón de agua sobre su cabeza, que los médicos de una clínica del Seguro Popular en Magdalena, Sonora, improvisaron como casco cefálico, situación que inmediatamente se volvió viral y generó una andanada de comentarios contra las autoridades del sector salud.

Los hechos ocurrieron el pasado lunes 11 de febrero cuando José Luis Valdivia arribó al Centro de Salud con su esposa Dalia De Valdivia, quien estaba a punto de dar a luz; según una misiva de la abuela, identificada como Nohemí Hernández Valdivia, el personal de la clínica se negó atender a su nuera.

Me da mucha impotencia imaginarme el momento que pasó mi hijo, al ver que le cerraron las puertas del único centro al que tenían acceso, decidieron enfrentar solos el advenimiento de su bebé, ya que vieron la frialdad y la falta de humanidad y vocación de estas personas; pero al ir en el auto mi nuera se dio cuenta que ya no alcanzaría a llegar a ninguna parte, ni siquiera a instalarse en su recámara y esperar el evento: la bebe anunciaba su salida con tan fuertes dolores que mi hijo tuvo que parar el carro y recibir a su pequeña ahí a la intemperie donde se sentían vientos bastante fríos”, relató la abuela.

Derivado de esta denuncia en redes sociales, la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano, anunció la suspensión de la doctora Rebeca Villa Morales, quien se desempeñaba como directora del Hospital de Magdalena de Kino.

Es inadmisible lo ocurrido en el Hospital Comunitario de Magdalena. Por esa razón y en tanto se realizan las investigaciones de lo sucedido, he girado estas instrucciones: separar de su cargo inmediatamente a la directora del hospital; Agilizar las gestiones ante el Gobierno Federal para que concluya el equipamiento del nuevo Hospital de Magdalena; Revisar el equipamiento en todas las clínicas y hospitales del Gobierno de Sonora”, aseguró la gobernadora.

Los cascos cefálicos se utilizan para brindar oxígeno a un recién nacido, como opción a las incubadoras, tienen un valor en el mercado de dos a cinco mil pesos; sin embargo, ante la falta de espacios en el Centro de Salud, los médicos que atendieron a la recién nacida improvisaron este artefacto con medio garrafón de 20 litros que se utilizan para transportar el agua purificada, situación que generó indignación entre los cibernautas, aunque médicos del servicio público reconocieron el trabajo de sus colegas ante el trabajo en condiciones de precariedad por falta de recursos.

loading...